5 ago. 2010

Capítulo 56


Llegué a casa, sobre las tres comí y después me fui a la ducha. Mientras me estaba duchando me pareció oír que llamaban a la puerta y supuse que serían mis padres. Cuando terminé de ducharme, secarme el pelo y vestirme salí del baño, fui a mi habitación y las dos personas que estaban sentadas en mi cama no eran precisamente mis padres.
-¿Qué hacéis aquí? Creo que en mi casa me puedo proteger sola.
-Venimos a traerte esto- dijo Jake enseñándome mi pijama.
-Pues me lo podrías haber dado mañana- dije mientras me recogía el pelo en una coleta.
-¡No!- Dijeron los dos a la vez.
-No ¿qué?- Pregunte extrañada.
-No te recojas el pelo, te queda mejor suelto- dijo Tyler, pero finalmente me hice una coleta y dije con una amplia sonrisa divertida:
-Es bueno saberlo- cogí el pijama y añadí- gracias. ¡Ah! Y por cierto, ¿podéis dejar de entrar en mi casa cuando os de la gana?
-Lo intentaremos- dijo Tyler, me pareció raro que no sonriera.
-Muchas gracias por venir, pero me parece que ya es hora de que os marchéis.
-¿Por qué nos echas?- Preguntó Jake.
-No os echo, simplemente os invito a que os marchéis amablemente.
-¿Y si no queremos?- Pregunto Tyler, esta vez si que sonrió.
-Os marcharéis por las malas- contesté sonriendo- y creo que es mejor que lo hagáis vosotros solitos.
-¿Por las malas? ¿Cuál es exactamente esa forma?- Preguntó Tyler sonriendo al igual que su hermano.
-No quieras saberlo.....- dije sonriendo.
-En ese caso......- Tyler se recostó en mi cama y añadió- quiero saberlo.
-Vosotros lo habéis querido- dije sonriendo.- Por cierto, ahora vengo- me fui a la cocina a por ajos, a los vampiros no les gustan los ajos y volví a mi habitación. Se los tiré a Tyler que empezó a reírse. Vale, los ajos no funcionan.....
-¿Sólo tienes esto?- Negué con la cabeza y cogí una cadena de plata, técnicamente una bala de plata es la forma de matar a un hombre lobo, por lo tanto no creo que les guste mucho ¿no?
-¿Sabes qué es esto?- Dije acercándoselo a Jake, que negó con la cabeza- es plata- al decir esta palabra, le cambió automáticamente la cara, tragó saliva y se apartó. ¡Por fin algo que si que funcionaba!
-Sólo has conseguido asustar a mi hermanito, pero a mi no se me asusta fácilmente.
-¿A no?- Dije sonriendo, cogí mi cámara de fotos y le hice una foto, empezó a reírse.
-¿Una foto?- Yo asentí- ¿Este es tu plan?- Asentí. Apagué la luz y le hice una foto con flash, luego encendí la luz.
-Este es mi plan- dije con una sonrisa de triunfo- ¿no crees que es hora de marcharse?
-Tengo que reconocer que ha sido un buen plan- dijo frotándose los ojos- y la verdad- miró su reloj- creo que es hora de marcharse ¿verdad Jake?
-Estoy contigo Ty.
-Bueno pues ya sabéis donde esta la puerta chicos, ya nos veremos- dije sonriendo.

No hay comentarios: